EL ALMA, EL CORAZÓN Y HASTA EL HÍGADO (IG)

El proceso de escritura es mucho más que teclear letras, formar palabras y, con éstas, frases completas que te cuentan una historia. Escribir es volcar en cada párrafo un poco de ti mismo, tu esencia, tu alma, TU TODO.

Estoy segura que alguna vez has escuchado a algún escritor o escritora llamando a su libro: “Mi bebé”. Es raro que a un escritor no se le escape este calificativo en algún momento. Los libros son nuestros hijos, nuestras pequeñas creaciones/aberraciones y por eso queremos que los traten con cariño, que los cuiden, los mimen y, si puede ser, que los amen con locura.

Hace muy poquito que mi nuevo libro: “Un lugar donde encontrarnos” vio la luz.

Esta historia llevaba años en mi cabeza, paseándose por mis pensamientos y gritando con insistencia para que la contara. Por fin, gracias a una buena amiga (@losarcoirisdemoree) conseguí deshacerme de la apatía y empecé a escribirla.

Estoy muy contenta con el resultado, pero más contenta estoy porque tengo el control total y absoluto de “MI BEBÉ”. Sí, puede que haga guiños raros y babee cuando está concentrado, pero para mí esto no es ningún problema, se puede mejorar. Todo es cuestión de esforzarse, de poner el alma, el corazón, el hígado y lo que haga falta. Al final, será PERFECTO.

O quizás ya lo sea. 😉

Si quieres darle ❤️ a este post y además dejar un comentario pincha AQUÍ

#Instagram#Mis Libros#ULDElibro